Gracias a tener a la mayoría de funcionarios vacunados en la Gobernación solo se tienen casos leves

El Gobierno Autónomo Departamental de Potosí tiene hasta la fecha 30 servidores públicos que se enfermaron con el Covid-19 en la cuarta ola, de estos ninguno sufrió de manera grave la enfermedad y ya un 40 por ciento volvió a sus funciones, mientras el resto se mantienen aislados en su hogar por protocolos de seguridad informó esta mañana el jefe de Recursos Humanos, Yessid Espinoza.

Espinoza explicó que esto se debe a que gracias a los esfuerzos del gobernador Jhonny Mamani y el Servicio Departamental de Salud, (Sedes) Potosí se logró que casi la totalidad de los funcionarios tengan hasta la dosis de refuerzo asegurando así la salud del personal y que la institución no vea mermado su funcionamiento. La autoridad también explicó que al tener dos servidores con enfermedades graves, estos gozan del teletrabajo que se enmarca dentro de la ley, también precautelando su salud.

Comments are closed.